Perros con diabetes: síntomas, tratamiento y más.


cachorro-comida-545-x-400Siempre hablamos de la diabetes en personas, pero mi blog se llama Vive tu diabetes y dentro de él entran la tipo uno, la tipo dos y la tipo tres y es en esta última en la que me quiero centrar. La diabetes tipo tres es la que viven las personas que tienen a alguien cercano con diabetes y por tanto, creo que los dueños de todos los perritos que viven con diabetes también se merecen un espacio en el que encuentren información sobre cómo es la diabetes en sus mascotas.

La diabetes mellitus en los perros es igual que en las personas, es decir, carencia de insulina en el organismo que provoca niveles elevados de glucosa en sangre. Sin embargo y aunque en sí el concepto sea el mismo no se vive igual, partiendo de la base de que es una mascota.

Se estima que alrededor de 1 de cada 500 perros desarrolla diabetes y que su desarrollo puede ser más común en determinadas razas y a medida que el perro va envejeciendo. Pero ¿cómo podemos saber que nuestra mascota es diabética?

SÍNTOMAS Y DIAGNÓSTICO

Al igual que las personas, los perros también presentan síntomas que nos pueden alertar:

  • Bebe mucho y muchas veces.
  • Orinar en exceso: además de más veces en mayor volumen. Por ejemplo: si orina en la calle y empieza a hacerlo en casa, repetidas veces, puede ser un síntoma claro de que algo pasa.
  • Aumento del apetito y ansiedad por comer.
  • Pérdida de peso.
  • Letargo.
  • Si no se detecta a tiempo, los vómitos frecuentes, debilidad e  incluso el coma también pueden ser claros indicadores.

Una vez se detecta alguno de los síntomas, se debe acudir al veterinario, ya que aunque son síntomas de la diabetes también pueden estar relacionados con otras enfermedades:

Una vez acudimos y le comentamos las situación, las pruebas más frecuentes son:

  • Análisis de orina, ya que la glucosa se expulsa a través de la misma y será un primer indicador.
  • Análisis de sangre, para comprobar si los niveles glucémicos son normales o por el contrario estás elevados.
  • Análisis completo, si se ha detectado la diabetes mellitus, el veterinario realizará un examen completo de su mascota, con el objetivo de encontrar otras posibles enfermedades que puedan afectar al control o ver posibles afecciones que haya causado la diabetes.

CÓMO TRATAR SU DIABETES

Una vez nos han dicho que vive con diabetes debemos saber que será para toda la vida y que como tal deberemos controlar su glucosa para que no tenga complicaciones derivadas de la enfermedad. Así, no podrás olvidar las tres D´s de la diabetes:

Dieta, deporte y disciplina en su tratamiento.

DIETA

La alimentación es fundamental y de cara a poder convivir con un perro con diabetes y que no nos condicione en nuestras tareas habituales, es necesario ser muy disciplinado en horas y cantidades.

  1. Tendremos que evitar los premios, aunque existen algunos destinados a perros diabéticos que podrán ser para ocasiones especiales.
  2. Evitar darle de comer comidas ricas en azúcares ya que les producirá un subida de glucosa.
  3. Si una comida es rica en hidratos de carbono complejos (almidón y fibra), la glucosa se irá liberando a lo largo del día, de forma más controlada y evitando picos glucémicos.
    1. Así, la dieta ideal es limitada en grasas, con alto contenido de hidratos de carbono complejos y rica en fibras.
  4. Si tiene sobrepeso tendrá que perderlo de forma gradual para que su control glucémico sea el adecuado.

EJERCICIO

El ejercicio es fundamental en su día a día, ya que le va a permitir reducir sus niveles de glucosa en sangre y su basal se reduzca. Sin embargo, su nivel de actividad  debería permanecer inalterado y ser regular, es decir no sufrir cambios.

¿Por qué?

Pues porque si antes del diagnóstico no estaba acostumbrado a hacer mucho deporte, si de pronto se vuelve muy activo (p. ej. correr a tu lado, paseos muy largos), consumirá más glucosa y puede sufrir hipoglucemias (bajadas de glucosa) e incluso en caso extremos, puede que nuestro perro llegue a perder la consciencia teniendo que darle glucosa rápidamente.

Lo mejor es que sea todos los días, a la misma hora y que nos permita calidad de vida a ambos, sin sustos pero controlando su diabetes día a día.

TRATAMIENTO

El objetivo de los horarios fijos para las comidas y las inyecciones consiste en que tras una comida, el pico de la glucosa y el pico de acción de la insulina coincidan. Esto evita unas fluctuaciones excesivas de los niveles de glucosa en sangre. Una vez el veterinario nos dé unas pautas en base a nuestro estilo de vida deberemos ser rigurosos con lo que nos diga, aunque lo más frecuente es 1 o 2 inyecciones de insulina al día.

Es importante que cuando tengamos insulina en casa la conservemos bien:

  • La insulina siempre debe estar en la nevera y sólo sacarla cuando vayamos a inyectarla. (nunca debe congelarse)
  • Se recomienda guardarla en posición vertical: para evitar una cristalización excesiva alrededor del tapón del vial.
  • Agitar vigorosamente el vial hasta obtener una suspensión homogénea lechosa. suspensión homogénea y uniforme antes de usar.

MEDIR LA GLUCOSA Y LA HIPOGLUCEMIA

Necesitaremos un glucómetro (lo facilitará el veterinario) y medir su glucosa de manera regular (bajo las indicaciones de su veterinario).

En ocasiones es necesario medir su glucosa en sangre y los cuerpo cetónicos.

En cuanto a la hipoglucemia:

Hay diferentes causar y las más comunes son:

  1. Ha recibido la insulina de manera correcta, pero no come, vomita la comida o tiene diarrea. (Consultar al veterinario cómo actuar)
  2. Realiza ejercicio en exceso ( si se sabe que esto va a pasar Ej: nos lo llevamos de vacaciones, preguntar al veterinario nuevas pautas de insulina) y le produce una bajada de glucosa.
  3. Se le administra mayor dosis de insulina.
  4. Las necesidades de insulina se reducen de manera natural (normalmente por el ejercicio continuado).

Cómo se detecta: 

El animal suele mostrar:

  • Intranquilidad
  • Temblores
  • Movimientos o comportamiento inusuales: algunos animales, se vuelven muy tranquilos y dejan de comer
  • Contracciones musculares
  • Coma

Si se detecta algún síntoma se debe actuar rápidamente:

  1. Mide su glucosa si es posible.
  2. Proporcione alimento de inmediato.
  3. Si no quisiese comer, adminístrale una solución de glucosa de inmediato. Puedes preparar una solución de glucosa con azúcar y agua. (Merece la pena tener una pequeña cantidad de solución de glucosa preparada y lista pasa su uso.) Se debería proporcionar un gramo de glucosa por kilogramo de peso corporal (1 cucharada de postre por cada 5 kg)
  4. ale la solución cuidadosamente en uno de los carillos. Hazlo sólo si estas seguro de que puede tragar. Hazlo muy lentamente para evitar atragantamientos.
  5. Si es incapaz de tragar de forma normal, frota la glucosa en polvo sobre las encías (y especialmente debajo de la lengua). HAY QUE TENER CUIDADO PARA NO RECIBIR NINGÚN MORDISCO. Si no, usa mermelada o miel.
  6. Una vez se haya recuperado dale algo de comida y vigílalo las próximas horas por si se repitiese. Lo mejor es que una vez sucede y se recupera es llamar al veterinario por si nos da una nueva pauta insulínica o nos propone otras soluciones.
  7. Si el estado empeora, llamar al teléfono de urgencias.

A TENER EN CUENTA:

En el caso de su dieta: Pero y si a mi perro no le gusta su nueva comida o pierde más peso?

  • En ocasiones es complicado cambiar a un perro sus hábitos y acostumbrarle a una una dieta pobre en grasa y rica en fibra. No te preocupes, también se puede estabilizar su diabetes con su comida usual, aunque necesitará tomar la misma comida cada día.
  • Si está demasiado delgado, una dieta rica en fibra no resultará adecuada, ya que puede provocar una mayor pérdida de peso. Por tanto, se proporcionarán suplementos adicionales hasta que se alcance el peso ideal.

RAZAS PROPENSAS A DESARROLLAR DIABETES

  • Keeshond
  • Caniche
  • Puli húngaro
  • Pinscher Miniatura
  • Samoyedo
  • Bobtail
  • Daschund
  • Springer Spaniel
  • Alaska Malamute
  • Schipperke
  • Schnauzer Miniatura
  • Spitz Finlandés
  • Chow chow
  • West Highland White Terrier
  • Beagle
  • Cairn Terrier
  • Dobermann
  • Golden Retriever

Por otro lado, también se recomienda que cuando es una hembra se esterilice, ya que es algo necesario para poder controlar la diabetes en las distintas fases de su ciclo reproductivo.

Inmediatamente tras el celo, los ovarios de la perra producen progesterona (una hormona). La progesterona ayuda al mantenimiento de la gestación. Sin embargo, la progesterona tiene una influencia negativa sobre el papel de la insulina. La esterilización quirúrgica (ovariohisterectomía) elimina la fuente de progesterona y ayuda a normalizar las necesidades de insulina y por tanto mejora su diabetes haciéndola más fácil de controlar

Finalmente, los perros diabéticos bien controlados tienen una esperanza de vida muy similar a la de otros perros de su raza.

*Post basado en fuentes especializadas. (mascotaking, MSD, Purina, Royal Canin…)
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: